Presentación de "Comencemos por el final" en Ávila,

en la Biblioteca Pública... y en la cárcel de mujeres de Brieva antes de eso!!!

30 de noviembre

Apenas empleamos una hora en engullir nuestro menú del día, tres mujeres tres mujeres demasiadas para hacerlo de cualquier otro modo, ponerse al día prioritario sin discusión sobre apreciaciones culinarias y el bienestar de nuestras propias digestiones, pero suficiente para que los anecdóticos copos de nieve que el viento arrastraba de aquí para allá cuando nos refugiamos en el restaurante se hubieran convertido en nevada en el sentido más estricto de la palabra! Poco podían imaginar los abulenses con los que nos cruzamos aquella tarde que aquella era la primera nevada que yo presenciaba, y dolorosamente sentía, en casi dos años!

 

Y de nuevo aquí estoy, comenzando por el final... Comprometida hasta el extremo, esa soy yo!!! Jajajaja

 

Permitidme una segunda oportunidad, a ver si lo hago algo mejor!

Nuestro día en Ávila comenzó con mi madre, eterna compañera de aventuras, demasiado madre para negarme nada (y uno creería que a estas alturas ya habría aprendido!!!), y conmigo echando pie a tierra en el patio de la biblioteca de Ávila a eso de las tres de la tarde. Ninguna duda de nuestro carácter forastero, a juzgar por cómo nos abalanzamos sobre las tazas de consomé que nos ofrecieron nada más desmayarnos sobre las sillas de aquel acogedor restaurante! Mayte, inapreciable pieza del personal de la biblioteca, compañera de coro, y corredurías, de mi madre y amiga mía sin darle opción a opinar al respecto, no solo había visto por que todo estuviera organizado, hilvanado y bien cogido, sino que hasta había visto por que no muriéramos de congelación! Probablemente, ella pensara más en la inanición, pero tras un par de días conociendo Ávila, creedme si os digo que lo de alimentarse está muy sobrevalorado hoy en día!

 

Sea como fuere, de nuestro estupendo restaurante corrimos, porque describir aquello como de andar apresurado se quedaría como unos kilómetros corto, de vuelta a la biblioteca. De allí de nuevo a la intemperie y al refugio del coche de Jesús, hombre encantador y director de la biblioteca después. Destino, la cárcel de mujeres de Brieva, donde nos esperaban para una primera presentación. La experiencia fue... reveladora? asombrosa? inesperada? No logro acertar con el adjetivo adecuado, y eso es admitir mucho considerando que aspiro a ganarme la vida con ellos!!! En cualquier caso, espero transmitir la idea si os digo que volvería sin dudarlo un instante! Veinticinco reclusas a cada cual más atentas a mis palabras y a mí. Jamás me habían preguntado e interpelado tantísimo! Me sentí... útil, creo, aunque solo fuera por sacarlas de su rutina. Y si además desperté en alguna de ellas la curiosidad por escribir, o leer... para eso sí que no tendría palabras! No voy ni a intentarlo!!!

Haciendo de una larga y cada segundo de ella interesante historia corta, hubo besos y abrazos antes de que el viento cortante volviera a golpearnos a mis mejilas y a mí, de regreso al coche de Jesús, de regreso a la biblioteca.

 

Y una vez allí, a pesar del día que Mayte se empeñaba en describir como "estupendo", y que para tranquilidad de mi escepticismo una asistente a la presentación confirmó como "disuasorio", la sala poco a poco, y con lo que un madrileño no se molestaría siquiera en tildar de retraso, se llenó. Se llenó!!! Os aseguro que lo mío no era la sospecha de que estaríamos a solas Mayte, Jesús, mi madre y yo, sino una certeza! Y sin embargo, allí estaban todos ellos, mirándome atentos, ojos y orejas bien abiertos, expresiones compuestas en interés... Si Mayte no hubiera tomado la palabra antes que yo, probablemente mis labios se habrían abierto y cerrado sin que sonido alguno saliera de ellos!!! Una segunda presentación en Ávila y tendría que hipotecar mi alma para pagar a Mayte las deudas pendientes!!!

Claro que, ahora que lo pienso... me comprometí, en público y en directo, a hacer de Ávila, y de su Biblioteca, la primera parada de Terminemos por el principio!!!! Oh, vaya...

 

Continuar hablando. O escribiendo. Eso es lo que voy a hacer ahora. Concéntrate, Marta. Veamos, disfruté de cada segundo de esa segunda presentación. Preguntaron como solo las reclusas, horas antes, habían hecho. Repartimos los paquetitos que una servidora había preparado con el delicioso bizcocho de manzana y pasas que mi fuente inagotable de talentos madre había cocinado aquella mañana. Firmé algunos ejemplares y, para no variar, hablé de más con cada uno de sus nuevos dueños. Resultado, veinte minutos por encima de la hora de cierre de la biblioteca. Y Jesús ni siquiera me miró mal! Lo dicho, un cielo!!!! Con profesionales como estos, uno no está dispuesto a volver... está impaciente por hacerlo!

Por supuestísimo, tanto duro trabajo se merecía una buena copa de vino de la tierra, y no vimos motivo alguno para no concedérsela! De hecho, estoy bastante segura de que si de algo va sobrado este grupo es de generosidad :-)

 

#PatatasRevolconas #Cochifrito #Cecina #Morcilla #GuardarLaLínea #Régimen #Uf!!!

 

Solo mencionar a otro profesional del sector que se portó de miedo... Senen, de Librería Senen! No solo permaneció con los ojos abiertos toda la presentación, sino que fue el cajero perfecto, se llevó unos ejemplares con la promesa de buscarles un hueco en el escaparate de su librería y... Este es él a las diez y media de esa misma noche!!! Abulenses, este chico vale su peso en oro!

Seguiría escribiendo, ya lo sabéis, pero mi barra lateral se va haciendo cada vez más pequeña, y eso no es un buen signo!!! Ya os metéis suficiente conmigo!!!

Así que... hasta la próxima!!!

 

Agradecimientos (y esta sección es nueva!!!) a Jesús, Mayte, al personal de la cárcel de Brieva y a sus residentes (a tiempo completo desgraciadamente... pero por poco, seguro! La próxima vez que os visite, espero no volver a veros!!!), al personal de la Biblioteca Pública de Ávila en general (brigada de limpieza en particular, que sé que siempre os doy quebraderos de cabeza!!), a todos los que me escuchasteis, y a los que se os llevaron los demonios por no poder finalmente hacerlo! GRACIAS ÁVILA!!!!

Actualidad

Página Web
Sin duda, mucha más información acerca de Marta Ciudad de la que buscabais...